La fibromialgia, conozco la enfermedad del dolor que afecta a su cerebro

¿Dolor corporal? ¿Cansancio frecuente? ¿Olvidos inesperados? Todos estos síntomas son una alerta de la fibromialgia. Una enfermedad desconocida, que sin embargo aqueja y reduce la calidad de vida de cientos de personas alrededor del mundo.

La fibromialgia es un trastorno ligado con el dolor crónico generalizado. “Consiste en una anomalía en la percepción del dolor, de manera que se perciben como dolorosos, estímulos que habitualmente no lo son”, describe la Sociedad Española de Reumatología sobre la enfermedad.

Fatiga, falta de sueño, dolor de cabeza y cambios de estado de ánimo, son algunos de los otros síntomas que aparecen debido a la afección. En el peor de los casos, los problemas de memoria la acompañan. Estas manifestaciones interfieren con las actividades cotidianas del individuo y los debilitan física y mentalmente.

El reumatólogo del hospital municipal Solidaridad Salud, Oscar Casanova Venero, asegura que aproximadamente entre el 2% y el 6% de la población la padece, principalmente las mujeres. Además, entre el 70% y el 80% tienen trastornos de sueño y un 90% cansancio recurrente.

Las dificultades para dormir han sido asociadas desde hace mucho por la comunidad científica con el deterioro cognitivo. Un estudio realizado por la Escuela de Medicina de la Universidad de Washington concluyó que la cantidad y calidad del sueño tienen un impacto directo sobre la memoria.

“El sueño interrumpido parece estar asociado con la acumulación de placas amiloides, un signo característico de la enfermedad de Alzheimer, en los cerebros de personas que no presentan problemas de memoria”, explica el líder del proyecto, Yo-El Ju. Es así que la fibromialgia también genera estragos en el funcionamiento de la materia gris.

La causa exacta del desarrollo de la enfermedad es desconocida. Pero, algunos motivos identificables son infecciones bacterianas o virales, traumas físicos o emocionales y cambios hormonales.

Lamentablemente, en la actualidad no existe una cura definitiva. Sin embargo, la rehabilitación física y la aplicación de medicinas contra el dolor, reducen los síntomas y mejoran las funciones motoras de los afectados. Además, de esta manera la fatiga, cansancio y problemas para dormir disminuyen, por lo tanto los episodios de olvido son casi inexistentes.

«Es conveniente destacar que la fibromialgia no es una enfermedad degenerativa, provoca dolor y síntomas pero no es invalidante, no se van a quedar en sillas de ruedas”, resalta la doctora Carmen Iglesias, médico de familia y Coordinadora de Fibromialgia del Centro de Salud Cayetano Roldán (España).

El deterioro cognitivo es una de las últimas etapas de la fibromialgia. Es imprescindible controlar la enfermedad antes de que el paciente desarrolle problemas para integrar información. El diagnóstico es el primer paso. Si identifica algún síntoma, no dude en acudir a un especialista. 

¡Conoce más sobre nosotros!

Aletheia Internacional

Centro de Soluciones Psicopedagógicas

(01) 255 8800  Anexo 34

contacto@aletheia.com.pe

¡Solicite su Consulta Gratuita, estamos en Miraflores, Los Olivos y Arequipa!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *